Diccionario de la Ciencia y de la Técnica del Renacimiento
<< Volver

Variantes: descobrir, descubrir, desqubrir.
( del lat. tardío discŏŏpĕrīre (DLE) ).

1. v. tr.

1ª datación del corpus: Sagredo, Medidas Romano, 1526.

Definición:

Manifestar, hacer patente. (DRAE).

Antónimos(s):

encubrir1.

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

El assiento d’este capitel es el suelo del baso. Y porque no se podría assentar sobre la coluna, por las bueltas de la corteza que se meten debaxo, es necessario quitar en la coluna la parte de la ceja que allí se asconde e abrir las bueltas del capitel hasta descubrir el redondo del assiento del vaso, el qual no ha de ser mayor que la garganta de la coluna (Sagredo, Medidas Romano, 1526, pág. 49).

Ejemplo 2:

De lo qual se sigue que, pues el Sol anda tantas oras en el emisperio que nuestro orizonte nos descubre como en lo que d’él abaxo se nos esconde, que nuestro orizonte descubra la mitad del esphera. (Falero, Tratado del espera, 1535, fol. 27v).

Ejemplo 3:

Y es de saber que este círculo del orizonte siempre es ygual en todas partes porque, andando el hombre, quanto por la parte hazia adelante el cielo se le descubre, lo mismo se le encubre por la parte que dexa atrás. Assí que, donde quiera que esté, él siempre descubre la mitad del cielo y la otra mitad se le esconde (Medina, Regimiento de navegación, 1563, fol. 10r).


2. v. tr.

1ª datación del corpus: Chaves, Sacrobosco, Sphera, 1545.
Marca diatécnica: Mar.

Definición:

Registrar o alcanzar a ver. (DLE).

Sinónimos(s):

reconocer3.

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

La probación que el autor trae para probar que las aguas, o el elemento del agua esté immediatamente sobre la Tierra es muy notoria a todos aquellos que navegan el mar Occéano, mayormente los que van en Flandes, que, descubriendo la Tierra, les parece que está debaxo del agua y, como se van allegando a ella, figúraseles que descienden de arriva abaxo. (Chaves, Sacrobosco, Sphera, 1545, fol. XXXv).

Ejemplo 2:

Si quisieres posar en el mallar de Plazencia, ve por media proa más a la parte de estibor y descubre toda Santoña, y quando la ayas descubierto, echa la ancla del Norte, Nornordeste te verná de la punta. (Poça, Hydrografía, 1585, fol. 4r).

Ejemplo 3:

Que cada nave lleve siempre, de día y de noche, su gente en la gavia para descubrir los navíos, y hagan señal con una vandera hazia donde los descubrieren y, siendo armada gruessa la que descubrieren, hagan señal con dos vanderas, y cada nave haga la mesma señal para que venga a noticia de la capitana y de todas las demás. (Poça, Hydrografía, 1585, fol. 22v).


3. v. tr.

1ª datación del corpus: Fernández de Enciso, Suma de Geographía, 1530.
Marca diatécnica: Geogr.

Definición:

Dar con una tierra o país de que antes no había noticia (DLE, s.v. hallar).

Sinónimos(s):

hallar4.

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

Assimesmo, va puesta la Cosmographía por derrotas e alturas, por donde los pilotos sabrán de oy en adelante, muy mejor que fasta aquí, yr a descobrir las tierras que ovieren de descobrir. (Fernández de Enciso, Suma de Geographía, 1530, fol. LXXr).

Ejemplo 2:

Y como navegó Magallanes y los que con él fueron en el año 1521, quando descubrieron el estrecho que de Magallanes se llama. (Medina, Arte de navegar, 1545, fol. 23r).

Ejemplo 3:

Y es que después de se aver descubierto las Indias Occidentales por don Christóval Colón, como fuesen y viniesen d’estas partes muchos navíos a ellas, los pilotos que en ellos yvan alcançaron por experiençia, por algunos hierros que cometían en sus navegaçiones, la diversidad que el aguja de marear con que se governavan hazia la parte del Poniente, (Santa Cruz, Libro de las longitúdines, ca. 1567, pág. 25).


4. v. tr.

1ª datación del corpus: Acosta, Historia natural, 1590.
Marca diatécnica: Min.

Definición:

Hallar lo que estaba ignorado o escondido [...]. (DRAE).

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

De la veta Rica, que fue la primera que se descubrió, se dize que estava el metal una lança en alto, a manera de unos riscos, levantado de la superficie de la tierra como una cresta. (Acosta, Historia natural, 1590, pág. 209).

Ejemplo 2:

Dícese mina descubridora, en una veta, la que el descubridor de ella señala para sí, así por ser la mina del descubridor, como por ser la parte por donde se descubrió la tal veta. Tiene el que descubre y registra veta facultad para señalar su mina descubridora donde quisiere. (Llanos, Diccionario minas, ca. 1609-11, pág. 37).

Ejemplo 3:

Las que llaman copaquiras son finíssima caparrosa, y la más pura y de mayor efeto es la que llaman piedra lapis, por la mina que d’ella ay en su provincia, aunque también en Atacama se descubrió, pocos años ha, otra muy copiosa. (Alonso Barba, Arte de los metales, 1640, fol. 6r).


5. v. tr.

1ª datación del corpus: Pérez Vargas, De re metallica, 1568.
Marca diatécnica: Metod.

Definición:

Venir en conocimiento de algo que se ignoraba . (DRAE).

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

Para afinar el oro sin fuego, nos dexaron y descubrieron manera los sabios en el arte de los metales, lo qual se haze assí, y como cosa tan necessaria quise hazer d’ello capítulo particular. (Pérez Vargas, De re metallica, 1568, fol. 67v).

Ejemplo 2:

Quanto más redonda fuere la fortificación, digo, el recinto d’ella, tanto será más capaz de gente y fuerte contra el artillería. Y como los antiguos no ignoravan esta fortaleza, hizieron su fortificación llena de torreones y de cubos redondos con que resistían mucho el artillería. Y como el enemigo viesse tanta resistencia en los cubos redondos, descubrieron la çapa, que es el pico y el açada, y llegados a la muralla, levantavan una manta de maderos, y por ser redondo el torreón se encubrían en la circunferencia d’él sin que pudiessen ser ofendidos de los traveses, y assí con seguridad picavan la muralla y hazían el hornillo y la volavan (Rojas, Teórica fortificación, 1598, fol. 74v).

Ejemplo 3:

Las más son de hierro, aunque la pieça sea de metal; y çierto que tal ynvençión de pieças se le puede agradesçer al primero que la descubrió y metió en uso, porque no sólo sirven en tiempo de occasión y son de mucha ymportançia a las façiones de guerra, pero también las cámaras solas sirven en las salvas, o para reçibimientos de los prínçipes y señores, porque cada una d’ellas haze el estruendo que puede hazer qua lquiera otra pieça. (Ufano, Tratado de la Artillería, 1613, pág. 16).


7. v. tr. / u. t. c. intr.

1ª datación del corpus: Montes, Instrucción y regimiento, 1537.
Marca diatécnica: Mil.

Definición:

Reconocer un lugar para localizar al enemigo y observar sus maniobras y operaciones.

Sinónimos(s):

correr10.

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

E los cavallos ligeros han de yr delante de todo el cuerpo del exército, descubriendo la campaña hasta que lleguen a vista de los enemigos. (Montes, Instrucción y regimiento, 1537, fol. Xr).

Ejemplo 2:

Y tenga a la diestra y siniestra cavalleros para descubrir la tierra, que el exército no resciba daño. Y por la mesma razón deven yr los cavalleros armados y apercebidos, para que, si los enemigos vinieren a ellos a desora, se puedan más fácilmente amparar. (Celso, Reportorio universal leyes Castilla, 1553, fol. CXXXVIv).

Ejemplo 3:

Hecho esto, han de embiar corredores fuera de la tierra para que vayan adelante a descubrir, siguiendo los carros o acémilas con las escalas y barcas. (Mendoça, Theórica y práctica, 1596, pág. 154).


8. v. tr.

1ª datación del corpus: Collado, Plática Artillería, 1592.
Marca diatécnica: Mil.

Definición:

Dominar desde un puesto elevado una población, plaza de guerra o territorio enemigo de alrededor.

Sinónimos(s):

señorear3, sojuzgar2.

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

¿Y qué mayor padrastro puede ser a una ciudad o fortaleza que tener en estos tiempos sobre de sí una montaña que la sobrepuje y la descubra donde, como dicho es, plantada el artillería, con ninguna industria humana se le puede impedir la offensa, porque de aquella alteza le descubre plaças y calles y le mata, inquieta y desasosiega las gentes? (Collado, Plática Artillería, 1592, 1577, fol. 67r).

Ejemplo 2:

En esta manera se continúa la guardia de la noche hasta el día, sin retirarse las centinelas hasta en tanto que las que están en la torre alta suenen tres golpes con la campana, que es señal que puede con el día descubrir de lexos al contorno de la tierra, y entonces se retira la guardia de las murallas y las demás, embiando las llaves de los postigos para que retiren las centinelas de los rebelines y casamatas, tornando a cerrarlas. (Mendoça, Theórica y práctica, 1596, 1592, pág. 133).

Ejemplo 3:

Si el enemigo se dispusiesse a hazer bestiones o plataformas, como las quisiéredes llamar, como los turcos hazen para igualar con las fortificaciones y quitar las defensas, y otras vezes para sobrepujar y señorearlas y descubrirlas, que nadie se pueda assomar a ningún servicio ni defensa, ¿qué es lo que haríades para contra ello? (González de Medina, Examen fortificación, 1599, pág. 203-204).

Información enciclopédica:

D'Wartelet (1863): Dominar desde un paraje elevado el todo o parte de una población, plaza de guerra o extensión de país.

9. v. tr.

1ª datación del corpus: Montes, Instrucción y regimiento, 1537.
Marca diatécnica: Mil.

Definición:

Dicho de una altura o puesto elevado: dominar una población, plaza de guerra o territorio enemigo de alrededor.

Sinónimos(s):

señorear4.

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

Otras formas se podrían dar para la defensa de una ciudad, assí como bastiones y reparos que descubran la campaña, huviendo abundancia de artillería. Y ha de estar la campaña muy limpia de árboles en torno de la ciudad, y de ribaços, porque éstos son muy dañosos al cuerpo de la ciudad. (Montes, Instrucción y regimiento, 1537, fol. XVIIv).

Ejemplo 2:

¿Y qué mayor padrastro puede ser a una ciudad o fortaleza que tener en estos tiempos sobre de sí una montaña que la sobrepuje y la descubra? (Collado, Plática Artillería, 1592, fol. 67r).

Ejemplo 3:

Se tendrá cuidado de no erigir el castillo cerca de algún valle o cañada donde pueda estar alojado algún exército enemigo, y quando por algunos respetos fuesse fuerça hazerlo allí, se pondrá mucho cuidado en plantar la fortaleza a vista y de forma que descubra y varra todo el valle, de manera que el enemigo no se pueda allí alojar. (Rojas, Teórica fortificación, 1598, fol. 3v).


<< Volver