Diccionario de la Ciencia y de la Técnica del Renacimiento
<< Volver

Variantes: apartador.
( de apartar ).

1. sust. m.

1ª datación del corpus: Pérez Vargas, De re metallica, 1568.
Marca diatécnica: Metal.

Definición:

Persona que tiene por oficio apartar metales.

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

Y si acaso los que cavan se olvidaren de hazer al metal este beneficio, deve el señor de la mina tener apartadores assalariados y lugares disputados donde los metales se aparten. (Pérez Vargas, De re metallica, 1568, fol. 75v).

Ejemplo 2:

Se deve echar en la redoma otra tanta mezcla de plata y oro como la primera vez, y se le eche otra agua fuerte caliente [...] y cuezga y destile; y luego otra agua y otra, quantas fueren menester hasta que el oro parezca de color de ladrillo cozido, bermejo, que es a la quarta agua o tercera, según la fortaleza suya. Y para que esto se haga perfectamente, deve el apartador o maestro tener dos aguas, una muy fuerte y otra no tanto, y la primera vez echar de la muy fuerte, la segunda de la menos fuerte y la tercera de la más fuerte que primero echó. (Pérez Vargas, De re metallica, 1568, fol. 114vr).

Ejemplo 3:

Algún poco de cobre se va también mezclado con el plomo, pero, junto a la puerta del horno, donde el calor es menos, se quaxa y endurece algo. Llámase esto espinas entre apartadores, y es necessario, de quando en quando, levantarlas con un punçón de hierro para que no estorven ni detengan el passo al plomo que va corriendo. (Alonso Barba, Arte de los metales, 1640, fol. 103v).


2. sust. m.

1ª datación del corpus: Sanctiago, Arte separatoria, 1598.
Marca diatécnica: Metal.

Definición:

Recipiente para apartar metales. (Diccionario Histórico (1960-1996)).

Ejemplo(s):

Ejemplo 1:

Tómese la luna y el sol desque estén preparados por la orden que avemos dicho: dos partes de la luna y una del sol. Fúndanse los dos y mézclese el uno con el otro, y háganse en láminas sutiles, como oy acostumbran hazer los plateros para afinar el oro, y hazerse palletas menudas, que es cortarlo en pedacitos menudos, y echen sobre ellas el agua fuerte en un apartador, la qual a de ser de la común, y denle seys o siete aguas. (Sanctiago, Arte separatoria, 1598, fol. 53v).


<< Volver